PAN CON FRUTILLAS

1 porción

Bate la clara de huevo junto al extracto de vainilla y la canela en un tazón pequeño. Remoja el pan en la mezcla, pero asegúrate de que los dos lados del pan queden bien cubiertos.

Calienta una sartén antiadherente y coloca el pan sobre la superficie. Voltéalo ocasionalmente para que se tueste por ambos lados.

Mientras se cocina, calienta las frutillas en una sartén a fuego lento. Cuando estén medianamente blandas, agrega el limón y la Estevia o el xilitol, y cocina hasta que esté caliente.

Inmediatamente después, sírvelo sobre el pan.